Google+ Followers

jueves, 3 de septiembre de 2009

PRE-TEXTOS PARA LEER


Hoy platicaré acerca de un grupo virtual al que pertenezco desde hace dos años y medio. Es un grupo de lectura que se llama “pre-textos”. Ya ni me acuerdo cómo fue que me inscribí en este grupo, pero obviamente me inclinó el enorme placer que encuentro en la lectura. Siempre me ha gustado leer; desde muy pequeña. Como a los 6 años, una muchacha llamada Aidée, que alquilaba una habitación en nuestra casa me regaló un libro que se llamaba “La Bella Durmiente”, pero no se trataba del clásico infantil, sino de la historia de aquella niña que narran los Evangelios que fue resucitada por Jesús. Es un libro muy cortito, pero como niña que era, lo guardé con mucho cariño y lo conservo hasta estos días.
En fin, el hecho es que con este gusto que tengo por la lectura, “pre-textos” me vino como anillo al dedo. La finalidad del grupo es leer un libro en un mes (más o menos, porque hay unos muy extensos que merecen más tiempo y otros muy breves, que los lees en una semana), y comentarlo y debatirlo en grupo. Es algo bien interesante, ilustrativo y enriquecedor. Hay libros que jamás en mi vida me hubiera animado a leer por mi sola y sin embargo, haberlo hecho en grupo ha resultado fenomenal.
De tal manera que la lectura de libros como “Crimen y Castigo”, “El Conde de Montecristo”, “El proceso”, “El Evangelio según Jesucristo”, “El mundo de Sofía”, “Los Pilares de la Tierra”, “La sombra del Viento”, “La ladrona de libros”, “La Conjura de los Necios”, nunca se me hubiera ocurrido, puesto que algunos me parecen demasiado clásicos e ilusamente los creía pesados. Y otros, al no conocer al autor, pues me hubiera dado recelos animarme a leer así nomás. Sin embargo, todos han resultado fenomenales para mí, excelentes e inolvidables.
El placer de leer un libro en la compañía de otras personas se disfruta más y se aprenden muchas cosas, no sólo del libro en turno, sino del momento histórico, del autor, de los personajes y lo más importante y hermoso para mí, de todos los amigos y amigas que están suscritos a este grupo y sus historias. Hay personas que participan desde Argentina, Venezuela, Ecuador, Panamá, Guatemala, México, República Dominicana, Estados Unidos, España y muchos otros países más.
Lo que más me ha gustado del grupo es que además de compartir el amor por los libros, nos hemos convertido en buenos amigos, conociéndonos y aprendiendo de nuestras propias culturas, historias y experiencias personales. Estoy muy contenta, agradecida y orgullosa de haber encontrado este grupo y pertenecer a él.
Gracias siempre a Verónica, la creadora y fundadora de este maravilloso espacio.
Y tal como se los dije ya en una ocasión a mis compañeros: Gracias por convertir el ya placentero hobby de la lectura en una aventura sin igual con múltiples caminos llenos de alegría, aprendizaje, conocimiento, risas, lágrimas, complicidad, romanticismo, intimidad, etc.
Y bueno, si alguien de los que me lee, en algún momento se siente atraído por la idea de compartir la lectura de un libro en grupo, los invito cordialmente a darse una vueltecita por “pre-textos”.
Publicar un comentario